lunes, 2 de abril de 2012

Lectura 10: PENSAMIENTOS POSITIVOS

“SOMOS CUANTO Y COMO PENSAMOS”

Sin ánimo de adentrarnos en lo científico-neural, independiente del sistema neurovegetativo, en cada milésima de segundo y de manera continua, nuestro cerebro, en su actividad intelectual hace lo mismo: pensar, y conforme a esos pensamientos se comporta la parte más importante de nuestro ser consciente para producirnos felicidad: nuestro estado de ánimo.

Somos cuanto y como pensamos. En lenguaje llano, existe un flujo de pensamientos que establecen una corriente interminable de ideas, derivados de nuestra actividad consciente, los que no nos abandonan ni siquiera cuando dormimos, y de los cuales me referiré objetiva, pero sumariamente, destacando como afectan nuestra vida diaria.

Los humanos somos una unidad físico-espiritual, con una prodigiosa capacidad de adaptación al medio y las circunstancias, que nos hace poderosos frente a la negatividad, en la misma medida en que hacemos nuestra la positividad. Nos corresponde por tanto filtrar ese flujo de pensamientos, de tal manera que sólo aceptemos los positivos, cuales enriquecen nuestro estado de ánimo.

En general, salvo casos patológicos, todos los seres humanos tenemos más o menos los mismos pensamientos; siendo entonces que como consecuencia, cada uno diseña su mundo mental a su propio gusto y voluntad. Por ejemplo, quien admira las fieras le complace su fortaleza, estatura, fuerza y desea su protección; mientras para quien le teme, esa misma visión le aterra y desearía su destrucción.

¿Qué determina la sensación de agradable o desagradable? Sin duda nuestro cerebro en su producción más abundante: los pensamientos, que corresponden a la identidad personal.

Cualquier evento imaginable, incluida la muerte puede ser desagradable o aterrador para algunos, mientras que para otros puede ser, sino agradable, por lo menos considerado una etapa normal a cubrir en el proceso vivencial.

Las herramientas más efectivas para rechazar, o cambiar lo negativo en positivo, están a mano y dependen de nosotros mismos: Dios que es amor, alegría, buen humor, bondad, entusiasmo, fe, esperanza, compasión, caridad, sensibilidad y solidaridad humanas. Todo pensamiento negativo puede ser desterrado de la mente por la fuerza del amor, el sentimiento de inmediatez y unidad con Dios.

Como sabemos que los pensamientos positivos nos benefician pero los negativos nos perjudican, estamos obligados a crear barreras a estos últimos. Un buen mecanismo es pensando en Dios, sin preocuparnos por más allá de hoy, porque mañana traerá sus propios asuntos, cuales Él nos dará lucidez para resolverlos.

Me consta que podemos controlar nuestros pensamientos. Es necesario interesarse por esto y practicarlo. Les aseguro que vale la pena intentarlo. No lo deje para después, hágalo ahora mismo y verá que no es difícil pero sí muy remunerador, porque nos produce paz, tranquilidad y armonía, elementos fundamentales para lograr nuestra máxima ambición: ser felices.

VOLVER A EMPEZAR: Recorría el bosque profundo e intenso, ahí recordé, mi pasado más inmediato, solitario como mi presente e incógnito como el futuro, me di cuenta que la tristeza movía el oscuro banderín sobre la cumbre de mi corazón, que late cada vez con menos fuerza.

Ahí me di cuenta que tenía que volver a renacer, darme fuerza para seguir hacia adelante, con mi frente en alto, observando el horizonte que se pierde a través del infinito hilo entre el cielo y las estrellas.

La soledad invade mi pensamiento pero yo mismo me apunto

- Te quiero soledad, pero ya es hora de ir partiendo de ti -

Una luz mágica me espera, para esta gran aventura de la vida, una existencia dura pero solemne, donde tengo que enfrentarme a mí mismo para hallar la verdadera esencia de mí ser.

Miro la luna y veo cada noche su brillante luminosidad tan intensa. Olfateo las hermosas flores donde la naturaleza es la reina que rodea este magnífico bosque.

En medio del silencio puedo oír los ruidos de los pájaros cantando, el sonido de las maravillosas cascadas cristalinas que cuando las contemplo son como un espejo, donde llego a sentir las lágrimas que salen de mis mejillas, porque me desahogo con gotas en mi rostro, pero a su vez reacciono y me doy cuenta que este cuento de mi vida continua y que debo empezar a escribir una nueva página de mi historia. De repente veo caer un ángel del cielo y con su esplendor me doy cuenta que llegó, para darme un toque de felicidad, y con sus destellos, observo mas allá de su alma, que me hace alcanzar la plenitud y la paz que tanto merece mi espíritu y mi corazón.

Comencé desde ya a amar la vida, sé que día a día debo cultivar una semilla y la alegría de un nuevo ser, a pesar de las adversidades, tengo que descubrir cada vez más mi templo, lleno de tesoros invalorables. El tiempo se apodera de mis decisiones y siempre me acompaña ese niño que cada uno lleva por dentro, mi alma más que nunca sigue estando viva, joven y refleja la frescura que hay dentro de mí, porque me he dado cuenta que la vida la quiero a mi lado, que no quiero que mi alma abandone mi pecho, no me quiero perder en el sendero, quiero rescatar la fuerza que tanto necesito para seguir, quiero sentir como late mi intenso corazón.

Quiero apreciar cada nuevo amanecer, la pureza del amor y la alegría de que sigo estando vivo, ahora más que nunca, me entrego a los designios del creador, porque él tiene para mi muchas sorpresas, por ello le concedo mi alma y mi destino, yo guiare mi camino, teniendo siempre la esperanza de una vida mejor llena de sueños, de luces y aventuras, las que quiero explorar.

Amo mi vida, no quiero perderla, necesito tener la razón y los sentimientos en una balanza de equilibrio.

Me doy paso hacia la búsqueda de mi felicidad, pase lo que pase, será una de mis grandes promesas, aunque el miedo me invada a veces, es parte de esta historia, tengo que derrotar la gran muralla para pasar al otro lado desconocido de ella, donde estoy seguro de encontrar los colores del inmenso arco iris, en el que hallaré las inesperadas aventuras que me ayudarán a encontrar mi propio ser.

Taller de lectura 10:

  1. ¿Porque es importante desarrollar pensamientos positivos? Explique su respuesta.
  2. De acuerdo a la guía defina que son pensamientos positivos.
  3. ¿Que determina la sensación de agradable o desagradable?
  4. Explique de la lectura volver a empezar si es una invitación a tener pensamientos positivos y ¿Por qué?
  5. Escriba 20 pensamientos positivos

No hay comentarios:

Publicar un comentario